Saltar al contenido
La Maleta de Maggie

Espaguetti con judías blancas y espinacas

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmail

Cocinar pasta, es saludable y muy sencillo, además podemos combinarla con cualquier tipo de ingredientes, para conseguir platos completos y repletos de nutrientes.

En esta ocasión, os mostramos como preparar unos sabrosos espaguetti con judías blancas y espinacas. En nuestro caso, hemos usado este tipo de pasta, si a vosotros no os gustan los espaguetti, podéis cambiarlos por la pasta que prefiráis.

Ingredientes (4 personas)

  • 300g de espagueti
  • 200g de judías blancas cocidas
  • 200g de hojas de espinacas
  • 1 cebolla pequeña
  • 2 dientes de ajo sin el germen
  • 4 cucharadas soperas de tomate frito
  • Pimentón
  • Pimienta negra
  • Orégano
  • Albahaca
  • Queso parmesano en polvo o rallado
  • Sal
  • Un poco de agua de la cocción de la pasta (opcional)
  • Aceite de oliva 

Preparación

Pondremos una olla con agua y sal, cuando el agua esté caliente añadiremos la pasta y la dejaremos cocer hasta que esté al dente.

Cuando esté la escurriremos y la reservaremos.

A continuación, pelaremos y rallaremos la cebolla y los ajos y los reservaremos.

Pondremos una cazuela con aceite y añadiremos la cebolla y el ajo y los dejaremos pochar.

Añadiremos las hojas de espinacas, previamente lavadas y removeremos bien y dejaremos que se vayan cociendo.

A continuación, incorporaremos el pimentón, removeremos enseguida y agregaremos el tomate, sal y pimienta al gusto, removeremos y dejaremos durante un par de minutos más.

Incorporaremos la pasta, las judías y las especies (la albahaca y el orégano) y un par de cucharadas del agua resultante de la cocción de la pasta, removeremos para que se mezclen todos los ingredientes y se integren los sabores.

En el momento de servir, espolvorearemos con queso parmesano.

Propiedades de las espinacas

Hay alimentos que contribuyen a mejorar el estado de ánimo. ¡Uno de estos alimentos son las espinacas!

Esta hortaliza es muy rica en vitaminas y minerales, sus propiedades contribuyen a mejorar las reacciones químicas del cuerpo, que intervienen en la producción de energía.

Uno de sus componentes es el hierro, esta sustancia, mejora la respiración celular y la formación de glóbulos rojos, por lo tanto, en casos de anemia este alimento es un buen aliado.

Cuando preparas platos con espinacas, debes hacer platos pequeños, es mejor comer pequeñas raciones de acompañamiento y hacerlos dos o 3 veces a la semana, antes que tomar una sola ración grande.

Para aprovechar todos los nutrientes, puedes añadir unas gotas de limón. Este alimento, aporta muchos minerales y pocas calorías. Deben cocinarse hervidas o salteadas con poco aceite, de esta manera nos ayudarán a bajar los kilos de más.

Una ración de espinacas, duplica las cantidades de vitamina A y C, que necesita nuestro organismo y proporciona una tercera parte de la dosis que se requiere de vitamina E. Incluir estos nutrientes en la dieta es la forma más sana de prevenir enfermedades cardiovasculares y el cáncer.

Debido a su contenido en calcio y en vitamina K, comer espinacas de forma habitual, fortalece nuestros huesos. Para que se absorba mejor el contenido en calcio vegetal, podemos prepararlas en crema, gratinadas, en ensalada con parmesano, etc..

No obstante, debes tener cuidado en el consumo elevado de esta hortaliza, pues su alto contenido en oxalatos, favorece la formación de piedras en el riñón. Por lo tanto, si eres propenso, te aconsejamos que las consumas siempre hervidas, pues esta forma de cocinarlos, reduce un 15% la presencia de este compuesto, cambiándoles el agua a media cocción.

Comiéndolas crudas en ensaladas, se aprovecha su riqueza en potasio, vitamina C y ácido fólico.

Un zumo de espinacas también actuará como un suave laxante capaz de limpiar el tubo digestivo, en el caso de que no te agrade su sabor, puedes combinarlo con zumo de pera o manzana o, combinando todos estos zumos juntos.

Summary
recipe image
Recipe Name
Espaguetti con judías blancas y espinacas
Author Name
Published On
error: