Saltar al contenido
La Maleta de Maggie

Casarecce con salsa de gambas y champiñones

Facebooktwitterpinterestlinkedinmail

¿Estás aburrido de comer la pasta con las mismas salsas de siempre? Te invito a que pruebes esta deliciosa salsa de gambas, te va a encantar y…¡querrás repetir!

Ingredientes (4 personas)

  • 400gr de espagueti
  • ½ cebolla
  • 200gr de gambas
  • 300gr de champiñones laminados
  • 100gr de tomates cereza
  • 1 vaso de leche
  • Perejil picado
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta
  • Queso parmesano

Preparación

En primer lugar, enjuagaremos las gambas, las secaremos y freiremos por ambos lados, en una sartén con un poquito de aceite de oliva.

Una vez estén un poco doraditas, las retiraremos y dejaremos que se enfríen.

Cuando estén frías, las pelaremos y las reservaremos.

En el mismo aceite, en el que hemos freído las gambas, rehogaremos la cebolla, previamente pelada y cortada en trocitos pequeñitos, hasta que esté pochada.

Cuando esté tierna, añadiremos los champiñones, previamente lavados, escurridos.

Coceremos, durante aproximadamente 5 minutos para que se integren los sabores.

Agregaremos los tomates, también previamente lavados y cortados por la mitad, junto con las gambas peladas. Reservaremos unas cuantas, para hacer posteriormente la salsa.

Dejamos que se vaya cocinando todo a fuego medio-alto, durante aproximadamente 3 minutos, y al final, salpimentaremos al gusto.

Machacaremos las gambas que habíamos reservado anteriormente, junto con la leche; después, batiremos la mezcla y añadiremos esta salsa, en la sartén, donde teníamos los champiñones.

En una olla, pondremos agua, sal y un chorrito de aceite de oliva.

Cuando empiece a hervir, pondremos la pasta que escojamos o la que más os guste.

Dejaremos que se vaya cociendo hasta que esté a vuestro gusto.

Una vez hechos, los escurriremos, mezclaremos con un poco de perejil picado y los ingredientes que teníamos cocinados en la sartén.

En el caso, en el que os gusten los sabores más intensos, podríais hacer la salsa con las cabezas de las gambas.

Por último solo queda servir, con un poquito de queso parmesano.

Esta receta resulta muy fácil de preparar y a la vez, nos aportará a la pasta un sabor diferente al que estamos acostumbrados normalmente.

¡Espero que os guste! ¡Os encantará!

error: