Saltar al contenido
La Maleta de Maggie

Sencilla y deliciosa crema de zanahoria

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmail

Crema de Zanahoria

Como podréis comprobar en nuestro blog, todas las recetas que encontraréis en nuestro blog son muy sencillas de preparar, sanas y nos proporcionan una ayuda para incorporar las hortalizas y verduras en nuestra dieta diaria.

En esta ocasión vamos a preparar una rica crema de zanahoria.

Podemos tomarla tanto caliente en invierno, como fría en verano.

Con esta deliciosa receta, nos beneficiaremos de todas las propiedades que nos aporta la zanahoria, ya que nos ayudará a mantener una piel hidratada, evitando el envejecimiento prematuro de las células, tanto de nuestra piel, como de la vista.

Además, en nuestro caso, hemos incorporado una pizca de curry, quedará mucho más sabrosa y nos aportará hierro, magnesio y vitamina E.

Ingredientes (4 personas)

  • ½ kilo de zanahorias
  • 2 patatas medianas
  • ½ cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharadita de curry
  • Aceite de oliva
  • 1 litro de caldo de pollo
  • Sal

Preparación

En primer lugar, pelaremos y picaremos la cebolla y el ajo, y los reservaremos.

Pelaremos, lavaremos y trocearemos la patata en trocitos pequeños y también la dejaremos reservada para usarla posteriormente.  

Pelaremos, lavaremos y trocearemos las zanahorias en trozos pequeños.

Cuando tengamos todos estos ingredientes preparados, pondremos una cazuela al fuego, con un chorrito de aceite  y cuando empiece a estar caliente, añadiremos las patatas, junto con las zanahorias y dejaremos que se vayan rehogando. Pasados unos minutos, incorporaremos la cebolla y el ajo, removeremos bien y dejaremos que se vaya pochando todo junto.

Añadiremos la cucharadita de curry, removeremos bien agregaremos el caldo y la sal al gusto.

Dejaremos al fuego, hasta que las patatas y las zanahorias estén tiernas.

Una vez estén los ingredientes cocidos, batiremos todo bien con la ayuda de la batidora.

Si queréis conseguir una textura más fina, podéis añadir un poco más de agua.

Os aconsejamos que probéis su sabor, para saber si debéis modificar el punto de sal.

Como veis es una receta muy sencilla y saludable, perfecta para cualquier época del año.

Aquí os dejo la imagen de cómo nos ha quedado. 

error: