Saltar al contenido
La Maleta de Maggie

Crema de espinacas y calabacín

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmail

Las cremas siempre apetecen tanto a grandes como a pequeños, sea al medio día o por la noche. 

Además, nos aportan muchas vitaminas y nutrientes, pues la combinación de las verduras y las frutas es muy completa. Si algún ingrediente no os gustara, siempre podéis cambiarlo por otro que os guste más. 

Ingredientes (4 personas)

  • 3 calabacines
  • 150g de espinacas
  • ½ cebolla
  • 1 naranja
  • ½ litro de caldo de verduras o pollo o agua con pastilla de caldo concentrado
  • sal
  • 3 quesitos en porciones light

Preparación 

En primer lugar, pelaremos los calabacines, los lavaremos y los cortaremos en trozos pequeños., una vez los tengamos preparados, los iremos dejando en la cazuela en la que vayamos a preparar la crema. 

Después lavaremos muy bien las hojas de espinacas y las incorporaremos en la misma cazuela.

Pelaremos la cebolla, la cortaremos en juliana y también la añadiremos.

Exprimiremos la naranja y el zumo, lo pondremos en la cazuela junto con las verduras,

Añadiremos el caldo de verduras, en el caso de que no tengáis en casa, también podéis añadir agua y una pastilla de caldo, con una pizca de sal. 

Dejaremos al fuego hasta que las verduras estén cocidas.

Por último, cuando las verduras estén blanditas, las trituraremos con la batidora junto con los 3 quesitos y poco a poco, a medida que se vaya volviendo más espeso, podemos ir añadiendo el caldo sobrante de la cocción, hasta que consigamos la textura que más nos guste.

¡Espero que os animéis a hacerla y disfrutéis mucho!

Propiedades de las espinacas

Hay alimentos que contribuyen a mejorar el estado de ánimo. ¡Uno de estos alimentos son las espinacas!

Esta hortaliza es muy rica en vitaminas y minerales, sus propiedades contribuyen a mejorar las reacciones químicas del cuerpo, que intervienen en la producción de energía.

Uno de sus componentes es el hierro, esta sustancia, mejora la respiración celular y la formación de glóbulos rojos, por lo tanto, en casos de anemia este alimento es un buen aliado.

Cuando preparas platos con espinacas, debes hacer platos pequeños, es mejor comer pequeñas raciones de acompañamiento y hacerlos dos o 3 veces a la semana, antes que tomar una sola ración grande.

Para aprovechar todos los nutrientes, puedes añadir unas gotas de limón. Este alimento, aporta muchos minerales y pocas calorías. Deben cocinarse hervidas o salteadas con poco aceite, de esta manera nos ayudarán a bajar los kilos de más.

Una ración de espinacas, duplica las cantidades de vitamina A y C, que necesita nuestro organismo y proporciona una tercera parte de la dosis que se requiere de vitamina E. Incluir estos nutrientes en la dieta es la forma más sana de prevenir enfermedades cardiovasculares y el cáncer.

Debido a su contenido en calcio y en vitamina K, comer espinacas de forma habitual, fortalece nuestros huesos. Para que se absorba mejor el contenido en calcio vegetal, podemos prepararlas en crema, gratinadas, en ensalada con parmesano, etc..

No obstante, debes tener cuidado en el consumo elevado de esta hortaliza, pues su alto contenido en oxalatos, favorece la formación de piedras en el riñón. Por lo tanto, si eres propenso, te aconsejamos que las consumas siempre hervidas, pues esta forma de cocinarlos, reduce un 15% la presencia de este compuesto, cambiándoles el agua a media cocción.

Comiéndolas crudas en ensaladas, se aprovecha su riqueza en potasio, vitamina C y ácido fólico.

Un zumo de espinacas también actuará como un suave laxante capaz de limpiar el tubo digestivo, en el caso de que no te agrade su sabor, puedes combinarlo con zumo de pera o manzana o, combinando todos estos zumos juntos.

Summary
recipe image
Recipe Name
Crema de espinacas y calabacin
Author Name
Published On
error: